El Consejo General de Dentistas apuesta por un sistema de residencia tipo MIR para las especialidades

Compartir

El Consejo General de Dentistas de España celebró la semana pasada la VII Jornada de Información Odontológica en la que el presidente de la Conferencia de Decanos de Odontología, el Dr. Pedro Bullón Fernández; el presidente de la Comisión de Especialidades del Consejo General de Dentistas, el Dr. Esteban Brau Aguadé; y el presidente del Consejo General de Dentistas, el Dr. Óscar Castro Reino, abordaron la necesidad de crear las especialidades en Odontología. A la cita faltó el Ministerio de Sanidad, Asuntos Sociales e Igualdad, cuya asistencia estaba prevista a través del Dr. Javier Castrodeza Sanz, director general de Ordenación Profesional.

De izquierda a derecha: D. Honorio-Carlos Bando Casado, moderador de la Jornada; D. Pedro Bullón Fernández, presidente de la Conferencia de Decanos de Odontología; D. Óscar castro Reino, presidente del Consejo General de Dentistas de España; D. Esteban Brau Aguadé, presidente de la Comisión de Especialidades del Consejo General de Dentistas de España.
De izquierda a derecha: D. Honorio-Carlos Bando Casado, moderador de la Jornada; D. Pedro Bullón Fernández, presidente de la Conferencia de Decanos de Odontología; D. Óscar castro Reino, presidente del Consejo General de Dentistas de España; D. Esteban Brau Aguadé, presidente de la Comisión de Especialidades del Consejo General de Dentistas de España.

El Dr. Brau Aguadé recordó que el Consejo General de Dentistas lleva defendiendo la creación de las especialidades odontológicas desde el año 2007. Un proyecto absolutamente necesario ya que los nuevos avances científicos y tecnológicos requieren una formación más especializada que la que se ofrece actualmente en el Grado de Odontología y con la que se mejorarían los conocimientos específicos, así como las habilidades profesionales. De este modo, se ofrecería a la población una mejor atención sanitaria odontológica, y permitiría a los facultativos españoles ejercer la profesión en igualdad de condiciones que los dentistas del resto de países europeos donde sí están reconocidas las especialidades. Además, cabe señalar que existe una necesidad por parte de la sociedad de que en nuestro país haya dentistas especializados.

El Dr. Brau explicó que desde el Consejo General se pretende que esta formación esté compuesta de una parte teórica y práctica siguiendo el modelo del sistema de residencia tipo MIR y sea impartida en centros acreditados. Deberá tener una duración de tres años a tiempo completo, tal y como establece la normativa europea, y su acceso deberá efectuarse a través de una convocatoria anual de carácter nacional realizada por el Ministerio de Sanidad y previo informe del Ministerio de Educación. Para cada una de las especialidades deberá constituirse una Comisión Nacional que, según el Consejo General, debería estar compuesta por odontólogos. Asimismo, señaló la necesidad de que la revisión de estos programas formativos se realice de una forma más frecuente de lo que se hace con los títulos universitarios actuales.

Para ello, es fundamental que la Organización Colegial de Dentistas, la Conferencia de Decanos de Odontología y las Sociedades Científicas trabajen desde el consenso y sin fisuras con el objetivo de conseguir que el Gobierno desarrolle el marco legal que permita la creación de estas especialidades. Aunque este el proceso será difícil, lento y largo, ya existe una voluntad política común por parte de estas instituciones para que esto sea así. A partir de ahora habrá que seguir trabajando para conseguir que la Administración cree el marco administrativo y legislativo necesario para que finalmente sean una realidad.

El presidente de SEPA mostró diferencias de criterio
En este sentido, el presidente de SEPA, el Dr. David Herrera, planteó la consideración de que de cara a la negociación con la Administración “cuantos menos condicionantes previos se planteen más fácil será para evitar que las autoridades políticas den largas al proceso”. También mostró sus diferencias de criterio en cuanto al modelo expuesto por el Consejo aseguranto que “no se forman peridoncistas fuera de la Universidad en ninún sitio fuera de España”.

A lo que el Dr. Brau respondió que “facilitar al Ministerio su labor ha sido nuestro objetivo siempre. Por eso el patrón que hemos escogido ha sido el mismo que el de Enfermería”.

Por su parte, el presidente del Consejo General, el Dr. Óscar Castro, se mostró confiado en contar con el apoyo de la Administración y destacó que en el Ministerio de Sanidad están muy sensibilizados con este tema.

El Dr. David Gallego, presidente de SECIB, también participó en el debate resaltando que lo importante ahora es “mantenernos unidos, ir sin fisuras” a negociar con la Administración. El Dr. Gallego quiso destacar la importancia da dar argumentos favorables a la Administración para el desarrollo de las especialidades, planteando “un aumento de la cartera de servicios odontológicos de la salud pública, teniendo en cuenta la importancia del MIR en el SNS, ya que opera como mano de obra barata. Así, con más recursos se podrían crear más servicios de cirugía bucal”, concluyo el Dr. Gallego.

Marco normativo europeo
Por su parte, el presidente de la Conferencia de Decanos de Odontología, el Dr. Pedro Bullón Fernández, recalcó durante su exposición que la formación médica especializada contribuye a garantizar el derecho a la protección de la salud ya que permitiría mejorar la formación y preparación de los profesionales sobre determinadas áreas complejas consiguiendo así una mejora de la calidad asistencial.

Repasó también el marco normativo que regula las especialidades en Europa y en el resto del mundo, señalando que la Directiva 2005/36 establece que la especialización debe durar un mínimo de tres años a tiempo completo o tiempo parcial equivalente, con un contenido académico y clínico definido, y debe hacerse en instituciones aprobadas por la autoridad competente en cada país.

A este respecto apuntó que en nuestro país, la normativa que regula la formación de los Másteres Oficiales de las Universidades establece un tiempo máximo de formación de dos años, mientras que la normativa europea establece que este tipo de formación debe tener una duración de tres años.

Destacó que España junto con Austria y Luxemburgo son los tres únicos países europeos que no reconocen oficialmente las especialidades en Odontología. En el otro extremo estaría Islandia y Reino Unido, países que reconocen más de 10 especialidades.

Según explicó el Dr. Bullón, la Ortodoncia y la Cirugía Oral están reconocidas como especialidades en toda Europa. Sin embargo, no son éstas las únicas especialidades reconocidas. Por poner un ejemplo, Periodoncia y Odontopediatría lo están también en 15 y 14 países europeos, respectivamente.

Por último, habló también de la situación de USA, un país donde existen grandes variaciones entre sus estados, pero donde está muy desarrollado el sistema de Máster en Universidades que sirven de especialización.

 

 

 

1 Comentario

  1. Las especialidades dentales ya están creadas en España «de facto», la administración ha preferido que sea el mercado el que las cree, regule , y garantice.
    La Universidad como organismo responsable de la educación debe ser el marco, y sus títulos propios impartidos por los mismos docentes que enseñan la profesión, el medio.
    El Consejo debería garantizar su organización socio-profesional, creando un registro veraz y avalando que la formación sea la adecuada, es una institución representativa de la profesión, no una educativa o comercial.

Dejar una respuesta

 

 


  1. Responsable: VERSYS EDICIONES TÉCNICAS, S.L.
  2. Finalidad: Gestionar los comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento.
  4. Destinatarios: Los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de VERSYS EDICIONES TÉCNICAS, S.L., que es la empresa que provee el servicio de alojamiento web a oleorevista.com, dentro de la UE. Puedes ver la política de privacidad de VERSYS EDICIONES TÉCNICAS, S.L. en la siguiente URL:Política de privacidad
  5. Derechos: Por supuesto tienes derecho, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos.